Una ventana abierta a la naturaleza a través de los ojos de lo me apasiona: las Aves.

martes, 7 de julio de 2020

QUEBRANTAHUESOS EN BOHOYO

Como ya os avance, el día de la Seebohmi no se quedó solo en esta collalba venida del Atlas sino que antes de dar con ella una sorpresa hizo que la paliza que nos dimos Chema y yo quedase en un segundo plano por lo logrado. Os pongo en situación.

Después de 5 horas de subida por la larguísima Garganta de Bohoyo comenzando de noche cuando los Chotacabras Europeos cantaban,  llegando a la Hoya de Belesar cuando el calor empezaba a pegar y tras una hora en búsqueda de la collalba (que nos dio esquinazo en esta primera intentona) nos sentamos a descansar y plantear el segundo ataque a la más buscada. Mientras charlábamos se cumplió  lo que habíamos hablado en algún momento de la subida. 

Una rapaz apareció por el collado hacia el que nos dirigíamos y nada más verlo no tuvimos dudas que ante nosotros estaba un Quebrantahuesos (Gypaetus barbatus). Pasó rápido sobre nosotros para coger una térmica un poco lejana donde se unió a un par de Buitres Leonados, antes de seguir su camino. Pudimos ver que se trataba de un ejemplar inmaduro y que además estaba marcado con la decoloración de las plumas (del programa de reintroducción andaluz). Tras indagar pudimos saber que el ejemplar es Vainilla, ejemplar liberado el año pasado en la Sierra de Castril.

Por suerte tenemos, desde hace varios años, tenemos presencia regular de la especie en la Sierra Gredos siendo un lugar muy importante para la dispersión de ejemplares inmaduros. Para mi ha sido la tercera observación de quebrantas en la provincia abulense y siempre es una sensación muy especial ver al comedor de huesos en los cielos de las cumbres de Gredos.






Gracias por seguir el blog
Saludos Abulenses

lunes, 29 de junio de 2020

COLLALBA DE SEEBOHM EN GREDOS. 1ª CITA PARA ESPAÑA PENINSULAR

Increíble, Pepinazo, Brutal, Citón…. y así muchos más calificados dijimos o escribimos los pajareros abulenses y castellanoleoneses el pasado domingo cuando llegó a nosotros una cita impensable en nuestra provincia. El pasado viernes 19 de junio, un día marcado en la ornitología abulense, castellanoleonesa, española y europea, Antonio Ceballos localizaba en una zona alta de la garganta de Bohoyo una Collalba de Seebohm (Oenanthe seebohmi). Esta especie de collalba (aún hay quienes la consideran  una subespecie de collalba gris) es un habitante de la Cordillera del Atlas marroquí teniendo apenas hay un puñado de citas en nuestra latitud.

La Collalba de Seebohm cuenta con muy pocas citas en Europa continental siendo ésta la 5º tras registros de Italia (mayo 2020), la frontera entre Francia y Bélgica (mayo 2019), Holanda (mayo 2017) y Gibraltar (abril 2015). Existe otra observación de Malta, en marzo de 2016,. Para nuestro país es la segunda observación tras una de Gran Canaria (19 de junio de 2010). Así que ésta de Gredos es la primera para la España peninsular.

Era una oportunidad única de ver un ave excepcional y por eso ayer, sábado 27-06, Chema García y yo fuimos en su búsqueda. Gracias a la información del observador (Antonio Ceballos) y de un buen amigo (Gracias Miguel) nos pusimos en marcha cunado aún era de noche. La zona en la que está esta preciosa collalba de garganta negra se encuentra en la parte alta de la garganta de Bohoyo, a 16 kilómetros de ardua subida desde la zona donde pode dejar el coche. Tras una buena subida llegamos a la Hoya de Belesar a media mañana y nos pudimos a ver la Seebohm pero tras una hora buscándola entre las numerosas Collabas Grises no dimos con ella. Un rato después, tras recobrar fuerzas, nos pusimos de nuevo a buscarla y al poco tiempo dimos con eta preciosidad venida de tierras marroquíes. Fue bastante confiada y nos dejó verla a placer durante varios minutos antes de volar a otra zona de la Hoya.

Tras observar algo único, y llevarnos otra sorpresa que ya os contaré, deshicimos los 16 kilómetros hasta llegar exhaustos (tras 12 horas de caminata) pero muy contentos de haber visto a la collalba de garganta negra.

















Gracias por seguir el blog
Saludos Abulenses


lunes, 22 de junio de 2020

BISBITA ARBOREO EN HOYOCASERO

Fin de semana en Hoyocasero. Este primer fin de semana de "nueva normalidad" le hemos disfrutado en este precioso rincón de nuestra provincia a pesar de que nuestros planes eran otros y de nuevo el Covid-19 nos los ha trastocado. Ayer nos tocó a Eneko y a mi jornada de pajareo mientras que hoy, con Elia y Elia, hemos conocido el Cerro Galllinero (un lugar maravilloso para conocer) y hemos vuelto a disfrutar de las plantas y las mariposas del pinar (un sitio excepcional).

Voy con lo de ayer. Teníamos la mañana para disfrutar de nuestra pasión y Eneko yo, acompañados de Juanra (aunque con la mascarilla y todas las medidas de protección es un placer volver al campo contigo) elegimos el pinar de Hoyocasero con el objetivo de ver especies forestales de los pinares de media montaña asociados a la Sierra de Gredos. Y dentro de éstos el de Hoyocasero es singular por albergar una comunidad botánica excepcional que completa cada jornada pajarera en él.

Mi principal objetivo, y al que más tiempo le dediqué, se me escapó en las casi tres horas que estuvimos entre los pinos y robles del lugar. Busqué a lo largo del recorrido su silueta sobre alguna rama sin éxito, y tuvo que ser cuando estábamos al lado del coche cuando descubrimos al Bisbita Arbóreo (Anthus trivialis) sobe una rama de un largo y recto pino. Disfrutamos de él un buen rato mientras se cambiaba de rama para ponerse a la vista y dejarse fotografiar. Es éste uno de los dos bisbitas que vemos en verano en nuestra provincia (junto al alpino), siendo habitual en los bosques del norte de la Península,  y que aunque es reproductor habitual está muy localizado en bosques de la Sierra de Gredos y de La Serrota. Por ello siempre es especial verlo sobre alguno de los árboles de nuestra provincia.


Bisbita Arbóreo (Anthus trivialis)

Bisbita Arbóreo (Anthus trivialis)

Bisbita Arbóreo (Anthus trivialis)

Bisbita Arbóreo (Anthus trivialis)

Bisbita Arbóreo (Anthus trivialis)

Bisbita Arbóreo (Anthus trivialis)

Otra especie de las que cría en este bonito pinar es otro de los habitantes habituales de los bosques húmedos del norte peninsular. También, como el bisbita, encuentra lugar donde criar en los pinares de algunas sierras abulenses y también tuvimos suerte de verlo. En esta ocasión además nos costó bastante menos encontrar su blanquinegro plumaje en las ramas de los pinos ya que hasta 4 veces pudimos ver al menos 3 machos de Papamoscas Cerrojillo (Ficedula hypoleuca).

Papamoscas Cerrojillo (Ficedula hypoleuca)

Papamoscas Cerrojillo (Ficedula hypoleuca)


El tercero de los objetivos nos vino del cielo, como esperábamos. Pero también se hizo esperar y tuvo que ser Eneko el que diese la voz de alarma sobre él. Una de las ilusiones que tenía era ver Abajero Europeo en uno de los sitios donde no suele fallar en Ávila. Por ello estuvo gran parte de la mañana (hasta que llegamos a una zona con abundantes mariposas y las flores más emblemáticas del lugar) mirando al cielo en busca de las rapaces que luego Juanra y yo le identificábamos. Un primer intento nos lo dieron dos Culebreras Europeas (Circaetus gallicus) que volaron muy cerca de las copas de los pinos que nos resguardaban del calor que avanzaba.

Y al poco de ésas apareció otra rapaz de la que Eneko nos llamó la atención. Rápidamente todos a mirarla y a intentar fotografiarla pues ante nosotros volaba un Abejero Europeo (Pernis apivorus). Fue un paso fugaz pero a Eneko le encantó y hoy lo ha repetido todo el día y lo ha buscado de nuevo sin suerte.
Culebreras Europeas (Circaetus gallicus)

Culebreras Europeas (Circaetus gallicus)

Culebreras Europeas (Circaetus gallicus)

Culebreras Europeas (Circaetus gallicus)
Abejero Europeo (Pernis apivorus)

Y llegamos a la zona donde un cartel avisa de la existencia de un buen puñado de especies de flora única en estas latitudes, algunas de ellas únicas. Allí hemos podido disfrutar de los frutos de la flor del viento (Pulsatilla alpina ssp alpiifolia), de un precioso lirio azul (Iris Xiphium), del blanco torojil, de las preciosas peonías,  de la Leuzea mayor (Stemmancantha exaltata)(endemismo ibérico descubierto en este pinar) o de Senecio coincyi (especie endémica de Ávila descubierta en el pinar). Y un invertebrado de los que más sorprendió a Eneko, el espectacular neuróptero

Pulsatilla alpina sspapiifolia

Lirio azul
Pulsatilla alpina ssp apiifolia

zona con Senecio coincyi

Leuzea mayor


Neuróptero
Mucho ánimo
Gracias por seguir el blog
Saludos Abulenses

martes, 16 de junio de 2020

TRES NUEVAS PARA ENEKO

Tras regresar al campo para disfrutar con mis dos debilidades abulenses una tarde de la semana pasada tocó acercarme a uno de los sitios más bonitos que hay en el entorno de la capital. Y la idea era ver algunas especies que en este lugar son fáciles pero que Eneko aún no tenía en la lista de especies observadas desde que le ha picado el birding. Y la Sierra de Ojos Albos no defraudó aunque el roquero rojo no se dejó ver.

Nada más llegar vino a vernos la primera de las especies. Mientras le decía a Eneko que mirase sobre las rocas de una zona de granitos  en busca de algún pajarillo blanco con la cara y el ala negro, apareció un precioso machos de Collalba Rubia (Oenanthe hispanica) a cantar sobre la roca. Y Eneko no dijo nada de los blancos y el negro, se limitó a decir "ya se porque la llamamos rubia" y es que cuando la vio y se dio la vuelta vio el llamativo amarillo de la nuca. Pudimos disfrutar a su lado de una hembra y más adelante fueron otros 4 machos y otra hembra los que salieron. La primera del día la disfrutó muchísimo.


Collalba Rubia (Oenanthe hispánica)

Collalba Rubia (Oenanthe hispánica)

Collalba Rubia (Oenanthe hispánica)

Collalba Rubia (Oenanthe hispánica)

La segunda de la tarde la vimos volar delante de nosotros en el camino. Y a Eneko apenas le dio tiempo a ver al bisbita que se metió entre las hierbas. Pero a nuestra derecha estaba esperándonos otro ejemplar sobre una roca que además de ponerse en lo alto, lo hizo sin inmutarse cuando nos centramos en él. Y no solo eso, sino que cuando regresamos el Bisbita Campestre (Anthus campestris) seguía en su sitio. Ya teníamos la segunda del día y a placer.

Bisbita Campestre (Anthus campestris)

Bisbita Campestre (Anthus campestris)

Bisbita Campestre (Anthus campestris)

Bisbita Campestre (Anthus campestris)

Bisbita Campestre (Anthus campestris)

Bisbita Campestre (Anthus campestris)

Y como no hay dos sin tres, la tercera nos esperaba en la zona baja de la Sierra, en los campos donde pasta el ganado. Allí vimos uno de los más delicados alaudidos de nuestra avifauna. Llegadas de su viaje por tierras africanas en esta zona hay algunas parejas de Terrera Común (Calandrella brachydactyla). Este bonito pajarillo de terroso color en la parte superior y un blanco puro en las partes inferiores se posa con frecuencia en las pocas rocas que sobresalen entre el campo de ocres. La tercera también se portó muy bien

Terrera Común (Calandrella brachydactyla)

Terrera Común (Calandrella brachydactyla)

Terrera Común (Calandrella brachydactyla)
Mucho ánimo a tod@s
Gracias por seguir el blog
Saludos Abulenses